miércoles, 4 de enero de 2017

Hernán Pellerano y la renuncia de Milito: "En el vestuario ante Banfield nos parecía indeclinable”

Por Carlos Maidana para Infierno Rojo

Martes, 3 enero 2017
Hernán Pellerano se refirió a la salida de Gabriel Milito: “Nos sorprendió, pero ya en el vestuario ante Banfield nos parecía indeclinable”.

A días de comenzar una nueva pretemporada, Hernán Pellerano se refirió a la llegada del nuevo entrenador: “Siempre se empieza un año con las mayores expectativas, con la pena por la salida de Gaby, pero con la llegada de Holan, a quien esperamos poder responderle rápido, entender rápido sus conceptos. Siempre que llega un DT nuevo cuesta adaptarse, pero ojalá podamos salir de este momento”.

El defensor evitó hacer comparaciones en relación a lo hecho por Holan en Defensa: “Cada equipo es particular, cada momento de las instituciones es particular. Lo principar es captar la idea del entrenador rápido y después tratar de interpretarla los fines de semana, en cada partido”.


Pellerano fue consultado respecto a la salida de Gabriel Milito: “Me sorprendió porque si ganábamos ese partido con Banfield nos poníamos a 3 puntos de Boca. Después del Clásico parecía que habíamos recuperado la confianza y de ganarlo hubiese sido clave. Pero no se ganó, jugamos uno de los peores partidos y la denuncia de Gaby en el vestuario se veía indeclinable. Nos dijo que quería hablar con nosotros y ya esperábamos lo peor”.

“Estamos en un Club que es muy ganador y necesitas las ganas de un título ya. Y eso nos lleva a apresurarnos, a no esperar 3, 4 partidos o un proceso. Estamos en un momento en el que ganan todos menos nosotros. Y eso te lleva a desesperarte y que no te salgan las cosas”, agregó.

Por último, el Capitán ofreció un interesante punto de vista respecto de la supuesta merma del equipo en los partidos importantes: “Todos los partidos son claves. Con Pellegrino ganamos el Clásico 3-0 de local, muy bien, y ganamos con Arsenal en la semana. Y después eliminamos a Olimpia, pero quedamos afuera con Santa Fe. Y hasta que no ganes algo, siempre el partido perdido va a ser un partido clave”.